Domingo, 10 Septiembre 2017 00:00

Suicidio: un oscuro panorama

Escrito por Mario Luis Fuentes @MarioLFuentes1 / Saúl Arellano @saularellano
Valora este artículo
(2 votos)

 

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), cada año se suicidan casi 800 mil personas: una tasa de 16 defunciones por cada 100 mil habitantes, lo que implica una defunción cada 40 segundos por esta causa. Se trata de un fenómeno complejo, cuya incidencia es mayor entre la población joven

 

En efecto, según los datos de la OMS, el suicidio constituye la segunda causa de muerte para el grupo de edad de 14 a 29 años, y el consumo de plaguicidas, el ahorcamiento y el disparo por arma de fuego son los métodos más comunes en todo el mundo.

 

grafica9suicidio

 

Asimismo, de acuerdo con el estudio publicado por la OMS, titulado “Prevención del suicidio, un imperativo global”, por cada suicidio que se concreta, hay 20 intentos más en los que de manera afortunada no se consigue el objetivo.

 

grafica1suicidio 

Un dato adicional relevante del estudio citado es que hay una mayor tasa de suicidios entre mujeres en los países de ingresos medios y bajos, que la registrada en países de altos ingresos:

“En los países ricos se suicidan tres veces más hombres que mujeres, pero en los de ingresos bajos y medianos la razón hombre/mujer es mucho menor, de 1,5  hombres por cada mujer. A nivel mundial, los suicidios representan un 50% de todas las muertes violentas registradas entre hombres y un 71% entre mujeres. Con respecto a la edad, las tasas de suicidio son más elevadas entre las personas de 70 años de edad o más, tanto entre hombres como entre mujeres en casi todas las regiones del mundo”[1].

 

 

grafica2suicidio

 

El suicidio y la salud mental

De acuerdo con los expertos, los suicidios se cometen en momentos de crisis: pérdida de patrimonio, condiciones de salud desfavorables, pérdidas emocionales, entre otros factores. Sin embargo, ello no excluye una fuerte relación con las condiciones de salud mental de las personas.

Desde esta perspectiva, es importante recordar los resultados que se obtuvieron a través de la Encuesta Nacional de Hogares, en sus tabulados 2016, relativos a la salud mental de los integrantes del hogar. En ese sentido, destaca que, según los datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), en el año referido se contabilizaron prácticamente 30 millones de personas de 7 años y más que alguna vez han tenido sentimientos de depresión.

 

 

grafica3suicidio

 

Así, de los 29.5 millones de personas que se han sentido deprimidas, hay 3 millones que lo han sentido a diario, 3.63 millones han experimentado ese sentimiento de manera semanal, 3.41 millones lo han sentido mensualmente y 19.42 millones se han sentido así alguna vez al año.

Destaca además que entre los 29.5 millones de personas que se han sentido deprimidas alguna vez, hay 1.9 millones que tienen entre 7 y 14 años de edad, 7.12 millones tienen entre 15 y 29 años, 10.6 millones tienen entre 30 y 49 años, 5.94 millones tienen entre 50 y 64 años de edad y 3.85 millones tienen 65 años y más.

 

La tendencia

De acuerdo con las “Estadísticas sobre mortalidad” del sistema de consulta interactiva de datos del INEGI, entre los años 2006 y 2015 el promedio anual de suicidios es de 5,350 casos. Sin embargo, en los últimos tres años las cifras han crecido de manera relevante: en 2013 se contabilizaron 5,909 casos, en 2014 un total de 6,337 casos y en 2017 un total de 6,425 suicidios en el año. Lo anterior significa haber pasado de un promedio de 16 a 17 casos por día.

 

 

 

grafica6suicidio

Los datos del INEGI muestran además que, en números absolutos, es el Estado de México en donde se ha presentado mayor número de casos en el periodo de 10 años señalado: 5,184 suicidios en total; le sigue Jalisco con 4,295 casos; la Ciudad de México con 3.883 casos; Guanajuato, con 3,254 casos; Chihuahua, con 2.795; Veracruz, con 2,757; Nuevo León, con 2.392; y Puebla, con 2,138 suicidios en el periodo.

A pesar de lo anterior, cuando se analizan las cifras desde una perspectiva relativa, el panorama es otro. En efecto, según el INEGI, del total de defunciones accidentales y violentas ocurridas en el periodo considerado, 8.1% corresponden a los casos de suicidio. Frente a ese dato, hay 17 entidades que registran un indicador superior.

Así, la entidad en la que los suicidios representan una mayor proporción respecto de las defunciones accidentales y violentas son: Yucatán, con 22%; Quintana Roo, con 18.4%; Campeche, con 17%; Aguascalientes, con 15.6%; Baja California Sur, con 12.8%; Tabasco, con 12.3%; Guanajuato, con 11.9%; San Luis Potosí, con 11%; Querétaro, con 10.5%; Sonora, con 10.1%; y la Ciudad de México y Jalisco, con 10% cada una de ellas.

 

grafica4suicidio

 

 

grafica5suicidio

 

 

Esta perspectiva da una buena aproximación a lo que ocurre en las entidades; empero, debe considerarse en algunas de ellas esta característica se debe a que los otros indicadores son bajos. Por ejemplo, el caso de Yucatán, el cual tiene la tasa más baja de homicidios en el país.

Por ello es importante destacar las tasas que ha estimado el INEGI respecto de la mortalidad causada por los suicidios en el país. En ese sentido, lo primero que debe señalarse es que el indicador ha crecido de 4.3 casos por cada 100 mil habitantes en el año 2010, a 5.2 casos por cada 100 mil habitantes, tanto en 2014 como en 2015.

Sobre esta estadística en particular, el INEGI identifica cuáles son las entidades con mayores tasas en el año 2015, pero también aquellas en las que se registró mayor incremento entre 2014 y 2015. Por la relevancia del dato se cita la información del Boletín del 07-09-2017, a propósito del Día Mundial de la Prevención del Suicidio:

“Las entidades federativas que en 2015 tuvieron mayores tasas de suicidio por cada 100 000 habitantes, fueron Chihuahua (11.4), Aguascalientes (9.9), Campeche (9.1) y Quintana Roo (9.1). Por su parte, Guerrero (2.1), Morelos (2.3) y Veracruz de Ignacio de la Llave (3.0), presentaron las tasas más bajas”.

Al compararlas con las tasas presentadas en 2014, se observa que las entidades federativas que presentaron mayor incremento fueron Chihuahua, Zacatecas y Colima, en tanto que la Ciudad de México, Campeche y Veracruz de Ignacio de la Llave presentaron una menor tasa en relación al año anterior.

 

Proteger a los jóvenes

Hay diferentes instrumentos de captación de opinión pública y percepciones en el país que han documentado los niveles de crisis que enfrenta la juventud mexicana. Desde esta perspectiva, el INEGI destaca que la tasa específica de mortalidad por suicidio entre jóvenes varones de 15 a 29 años de edad es 2.4 veces superior a la tasa general de mortalidad por suicidio en el país.

Este solo dato debería llevar a una intensa campaña de prevención y al desarrollo de mayores políticas de inclusión social y garantía plena de sus derechos, a fin de abrir mayores oportunidades de desarrollo y, al mismo tiempo, de perspectivas de futuro para una población que, a todas luces, es la más vulnerable ante este complejo fenómeno.

 

 

grafica7suicidio

 

grafica8suicidio

[1] Prevención del Suicidio, un imperativo Global, OMS-OPS, 2014.

Mario Luis Fuentes @MarioLFuentes1 / Saúl Arellano @saularellano

Visto 1901 veces