Seleccionar página

Conoce los 13 principales desafíos de la salud mundial

Conoce los 13 principales desafíos de la salud mundial

La Organización Mundial de la Salud dio a conocer la lista de desafíos que amenazan la salud de la población a nivel mundial. Eliminar estos obstáculos podría prevenir millones de muertes de aquí al año 2030, fecha límite para cumplir los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Foto: Organización Mundial de la Salud

1. La crisis climática

De acuerdo con la OMS, la contaminación del aire mata a alrededor de 7 millones de personas al año. Además, las emisiones que provocan el calentamiento global causan más del 25% de las muertes por ataques cardíacos, cáncer de pulmón, accidentes cerebrovasculares y enfermedades respiratorias crónicas.

2. Salvar vidas en zonas de conflicto

«En 2019, la mayoría de los brotes de enfermedades que requieren el nivel más alto de respuesta se produjeron en países con conflictos prolongados», indica la Organización. Al vivir en estas condiciones, millones de personas tienen poco o nulo acceso a la atención de su salud durante mucho tiempo, incluso años.

Reporta además que en zonas de conflicto se registran ataques en los lugares donde se proveen servicios de salud: en 2019, el saldo fue de 193 muertes, tras 978 atentados contra infraestructura y operaciones de salud en 11 países.

3. Cerrar brechas en atención médica

Entre los países ricos y los países pobres existe una diferencia en la esperanza de vida de 18 años. Simultáneamente, en los países de ingresos medios y bajos hay una carga mucho mayor de enfermedades como cáncer, diabetes y enfermedades respiratorias crónicas.

Frente a ello, la OMS propone fortaleces la atención primaria de la salud y que todos los países asignen un 1% más de su Producto Interno Bruto a esta.

4. Ampliar acceso a medicamentos

A nivel mundial, una tercera parte de la población no tiene acceso a medicinas, vacunas o algún otro producto de salud. De acuerdo con la OMS, los medicamentos y productos de salud son «el segundo gasto más grande para los sistemas de salud y el componente más importante del gasto privado en salud en los países de ingresos bajos y medianos».

Por ello, es urgente que todos los países, principalmente los de ingresos bajos, puedan garantizar el suministro y la calidad de los productos médicos para el tratamiento de su población.

5. Evitar enfermedades que pueden prevenirse

En 2019 se registraron 140 mil muertes que pudieron prevenirse a través de la vacunación, como en el caso del sarampión. Además, para 2020, el organismo vaticina que 4 millones de personas (principalmente en pobreza) morirán a causa de enfermedades infecciosas como VIH, tuberculosis, hepatitis viral, malaria e infecciones de transmisión sexual.

«Las causas fundamentales de este flagelo son los niveles insuficientes de financiamiento y la debilidad de los sistemas de salud en los países endémicos, junto con la falta de compromiso de los países ricos», advierte la OMS.

Frente a esta panorama, es urgente incrementar la financiación a los servicios esenciales de salud a nivel mundial.

6. Pandemia global inminente

La OMS afirma que es inminente la pandemia de «un nuevo virus altamente infeccioso en el aire muy probablemente una cepa de gripe, a la que la mayoría de las personas carece de inmunidad, es inevitable».

Asegura que es prioritario estar alerta sobre cuándo y cuánto atacará esta emergencia sanitaria, pues se tratará de una amenaza potencial para millones de vidas alrededor del mundo.

7. Evitar productos alimenticios nocivos

Las dietas poco saludables y el consumo excesivo de alimentos hipercalóricos y ultraprocesados han producido un tercio de la carga actual mundial de enfermedades, según la OMS. Y su consumo sigue aumentando a nivel mundial.

El años pasado, la industria alimentaria se comprometió a eliminar las grasas trans para 2023; sin embargo, es urgente desarrollar políticas públicas que coadyuven a remodelar los sistemas alimentario, en favor de dietas más saludables y sostenibles.

8. Trabajadores de la salud capacitados y con salarios dignos

«La subinversión crónica en la educación y el empleo de los trabajadores de la salud, junto con la falta de un salario digno, ha provocado la escasez de trabajadores de la salud en todo el mundo», señala la OMS.

En este sentido, la organización dio a conocer que para el año 2030, en el mundo se necesitarán 18 millones de trabajadores de salud más, sobre todo en los países de ingresos medios y bajos.

9. Proteger a los adolescentes

Cada año mueren más de un millón de adolescentes de entre 10 y 19 años por causas casi en su totalidad prevenibles, como los accidentes en carretera, el suicidio, la violencia y el VIH. Frente a ello, es indispensable promover la salud mental de los adolescentes y jóvenes y mantenerlos informados a través de campañas que les proporcionen información paara cuidarse y prevenir enfermedades.

Este año, la OMS publicará una guía para encargados de formular políticas, profesionales de la salud y educadores, llamada Helping Adolescents Thrive.

10. Ganarse la confianza pública

Es muy importante que los trabajadores de la salud tengan la confianza de la población, ya que esto aumenta la decisión de cuidarse y seguir tratamientos y consejos en favor del cuidado de la salud. Asimismo, deben saber escuchar a las comunidades para conocer mejor sus necesidades.

Para ello, es importante la difusión de información confiable que combatir la desconfianza en las instituciones y movimientos como el denominado «antivacunas», ya que únicamente abonan al incremento de las enfermedades prevenibles.

11. Uso positivo de las nuevas tecnologías

«Las nuevas tecnologías están revolucionando nuestra capacidad para prevenir, diagnosticar y tratar muchas enfermedades», indica la OMS. Es necesario usarlas en beneficio de los avances y soluciones en materia de salud, pero teniendo siempre en cuenta la regulación de su desarrollo e implementación.

12. Resistencia a los antibióticos

La prescripción y uso no regulado de antibióticos, entre otros factores, como la falta de higiene y control de infecciones, han aumentado la resistencia a estos medicamentos, lo que constituye un riesgo a nivel internacional. La OMS aboga por reducir esta amenaza a través del desarrollo de nuevos antibióticos.

13. Mantener la atención médica limpia

«La OMS coopera actualmente con 35 países de ingresos bajos y medios para mejorar las condiciones de agua, saneamiento e higiene en sus instalaciones de salud».

Para que un sistema de salud funcione adecuadamente, es necesario que tenga servicios de agua, saneamiento e higiene funcionando correctamente. De lo contrario, incrementa el riesgo ante infecciones y la propagación de enfermedades. No obstante, a nivel mundial, uno de cada cuatro establecimientos de salud no cuenta con servicios básicos de agua.

Lee también: «HOGARES MEXICANOS, ENTRE LOS QUE MÁS GASTAN EN SALUD: OCDE»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Programas

Cargando...